Conoce los significados ocultos en la imagen de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro

Redacción Central, 27 Jun. 21 (ACI Prensa).-
Con motivo de la fiesta de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, ACI Prensa comparte el significado de los diferentes elementos representados en el ícono mariano que se resguarda en el altar mayor de la Iglesia de San Alfonso, en Roma.


Imagen de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro / Crédito: Dominio Público

Este cuadro fue pintado en el estilo bizantino de la Iglesia de Oriente por un artista desconocido de Creta en el siglo XIV o XV, y luego fue llevado a Roma cerca del año 1495 por un comerciante que lo sustrajo de una iglesia.

La imagen recuerda, en líneas generales, el cuidado de la Virgen por Jesús desde su concepción hasta su muerte.

Sin embargo, el sitio web oficial del “150 aniversario de la restauración del ícono de Nuestra Madre del Perpetuo Socorro” (1866-2016) demuestra significados más profundos en el cuadro. Explica que, en primer lugar, se ve la imagen de “María, porque ella domina el cuadro y porque te mira directamente a ti, no a Jesús, ni al cielo, ni a los ángeles que están sobre su cabeza”.

“Su mirada nos acerca a la historia, nos hace partícipes de la pintura y del dolor. Su mirada nos dice que así como Jesús corrió hacia su madre y encontró refugio, nosotros también podemos correr hacia María”.

Respecto a la estrella de ocho puntas en su frente, el sitio señala que “probablemente fue agregada por un artista posterior para representar la idea oriental de que María es la estrella que nos lleva a Jesús”.

Además, para reforzar el simbolismo, hay una cruz ornamental de cuatro puntas a la izquierda de la estrella en su frente.

Aparte de María, el cuadro representa a un Niño Jesús de dos o tres años, sentado a la mano izquierda de su madre, con sus manos apretando su mano derecha. Según el sitio oficial, en los íconos bizantinos “María nunca se muestra sin Jesús porque Jesús es fundamental para la fe”.

“Jesús también lleva la ropa de la realeza. Solo un emperador podía usar la túnica verde, el fajín rojo y el brocado dorado que se muestra en la imagen. Las iniciales griegas a la derecha del niño y su halo decorado con una cruz proclaman que es ‘Jesucristo’”, continúa el sitio.

También se explica que “Jesús no nos mira a nosotros, ni a María, ni a los ángeles. Aunque se aferra a su madre, mira hacia otro lado, hacia algo que no podemos ver, algo que lo hizo correr tan rápido hacia su madre que una de sus sandalias casi se le cae, algo que lo hace aferrarse a ella para protegerse y amor”.

“Jesús ha visto parte de su destino –continúa el sitio oficial–: el sufrimiento y la muerte que sufrirá. Aunque es Dios, también es humano y le teme a este aterrador futuro. Ha corrido hacia su madre, que lo abraza en este momento de pánico, de la misma manera que ella estará a su lado a lo largo de su vida y muerte. Si bien no puede evitarle su sufrimiento, puede amarlo y consolarlo”.

A ambos lados de Jesús y María están los arcángeles Miguel y Gabriel, portando los instrumentos de la Pasión. En caracteres griegos se agregan los nombres abreviados de las cuatro figuras. 

A la izquierda, Miguel sostiene una urna llena de la hiel que los soldados le ofrecieron a Jesús en la cruz, la lanza que le atravesó el costado y la caña con la esponja. A la derecha, Gabriel lleva la cruz y cuatro clavos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s