Fieles se preparan para beatificación de Fray Mamerto Esquiú con subsidio litúrgico

, 18 Jun. 21 (ACI Prensa).-
Los argentinos caminan hacia la beatificación del querido Siervo de Dios, Fray Mamerto Esquiú, con la ayuda del primer subsidio litúrgico preparado para este evento.

El documento fue elaborado por el Equipo de Liturgia de la comisión central organizadora del rito de beatificación, que se celebrará el próximo 4 de septiembre en Catamarca (Argentina); y se suma a las distintas actividades pensadas para sensibilizar a la comunidad.

El subsidio se suma a “muchos esfuerzos y acciones” que buscan “dar a conocer, amar al futuro Beato Fray Mamerto, pedir su intercesión, seguir sus enseñanzas y tratar de imitar sus virtudes”, precisa la nota editorial del subsidio.

El objetivo de la publicación, y de las siguientes que serán difundidas mes a mes, es presentar los principales rasgos del fraile franciscano y darlo a conocer a todas las personas.

En el primer número se abordan el lema, la canción y la oración preparados para la beatificación de Fray Mamerto Esquiú.

Además, se explica el proceso de canonización, la espiritualidad y devoción, y se presenta una línea de tiempo con los principales hitos de la vida del fraile franciscano.

También se informan de otras iniciativas que realiza la comunidad como muestra de afecto al futuro beato. Todas las lecturas están acompañadas por videos.

Descargue el subsidio litúrgico de junio AQUÍ.

Fray Mamerto Esquiú

Mamerto de la Ascensión Esquiú Medina nació el 11 de mayo de 1826 en Catamarca.

Ingresó al noviciado del convento franciscano de Catamarca en mayo de 1836 e hizo sus votos a los 17 años. Fue educador de niños y catedrático. Se hizo conocido por sus fervorosas homilías.

Luego de la guerra civil, el 9 de julio de 1853 predicó el famoso sermón de la Constitución. En ese discurso pidió concordia y unión para los argentinos ofreciendo una doctrina jurídica y sociológica sólida. Por esto se le reconoce como el “Orador de la Constitución”.

Por aclamación popular accedió a ser diputado del departamento Valle Viejo. Fray Mamerto fomentó, inspiró y ejecutó acciones hacia la industria minera, la creación de la renta pública, la instalación del alumbrado público, la creación de escuelas, la introducción de la imprenta, entre otros.

Fue designado Obispo de Córdoba el 12 de diciembre de 1880 y asumió el cargo el 16 de enero de 1881.

Falleció el 10 de enero de 1883 en la localidad catamarqueña de El Suncho y en 2005 fue declarado siervo de Dios.

Sus restos mortales descansan en la Catedral de Córdoba y su corazón incorrupto aún está desaparecido, luego del robo ocurrido en enero de 2008 en el convento franciscano de Catamarca.

Conoce más sobre la vida y obra de Fray Mamerto Esquiú AQUÍ.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s