Condenan a 20 años de cárcel a productor pornográfico por tráfico sexual

Redacción Central, 16 Jun. 21 (ACI Prensa).-
Uno de los productores pornográficos del sitio web “GirlsDoPorn” ha sido sentenciado a 20 años de cárcel el lunes 14 de junio por cometer tráfico sexual.

Andre García, productor de GirlsDoPorn, fue acusado de “tráfico sexual forzado, fraude y coerción” en 2019 junto con Michael James Pratt y Matthew Isaac Wolfe. Los tres operaban las empresas “GirlsDoPorn” y “GirlsDoToys” y producían películas pornográficas.

El 14 de junio de 2021 la jueza del Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito Sur de California, Janis Lynn Sammartino, dictó a García una sentencia de 20 años.

Los defensores de las sobrevivientes de tráfico sexual aplaudieron la sentencia al día siguiente.

“Felicitamos a la jueza Sammartino por escuchar a las sobrevivientes de GirlsDoPorn que hablaron con valentía en la audiencia de sentencia y, en consecuencia, sentenciaron a García a veinte años de prisión, siete años más de lo que sugirieron los fiscales”, dijo el martes a CNA –agencia en inglés del Grupo ACI– Dani Pinter, asesor jurídico principal del Centro Nacional de Explotación Sexual.

“Toda la industria de la pornografía, que se basa en el abuso, la explotación y la coacción, por la presente recibe un aviso de que la explotación no se mantendrá”, dijo Pinter.

Además de la denuncia por tráfico sexual, García, Pratt y Wolfe, junto a Valorie Moser, contadora de GirlsDoPorn, y un camarógrafo llamado Theodore Wilfred Gyi, fueron acusados ​​de “conspiración para cometer tráfico sexual forzado, fraude y coerción”. Esa acusación conllevaba una pena máxima de cadena perpetua y una multa de 250.000 dólares. Pratt también fue acusado de producción de pornografía infantil y tráfico sexual de menores.

El grupo fue acusado de colocar anuncios para “trabajos de modelaje” que pagarían cinco mil dólares, pero que en realidad eran trabajos para papeles en películas pornográficas. La denuncia alegaba que Pratt, Wolfe, García y Moser les dijeron a las mujeres que podían permanecer en el anonimato y que sus videos no se compartirían en línea. Los cargos alegan que esto no era cierto y que los videos fueron hechos exclusivamente para Internet.

La denuncia alega que en lugar de darles un trabajo de modelo, las mujeres fueron “presionadas” para que firmaran documentos sin tener la oportunidad de leerlos detenidamente, y fueron amenazadas con acciones legales si no “actuaban” en un video. Otras presuntas víctimas dicen que no se les permitió abandonar el lugar de rodaje hasta que este se completó.

Las mujeres señalaron que sus familiares y amigos vieron sus videos en línea, lo que resultó en acoso y alejamiento de sus círculos.

Moser y Gyi se declararon culpables de conspiración y esperan sentencia. Wolfe está a la espera de juicio y Pratt, que es oriundo de Nueva Zelanda, sigue prófugo. El FBI ofrece una recompensa por su captura.

Los registros financieros muestran que los dos sitios web ganaron más de 17 millones de dólares para Pratt y Wolfe. Los videos se publicaron en el sitio web Pornhub y se monetizaron.

En diciembre de 2020, 40 mujeres que fueron traficadas por GirlsDoPorn demandaron a Pornhub, alegando que el sitio web no solo mantuvo sus videos porno en línea, sino que continuó promocionándolos incluso después de que se reveló que estaban siendo abusadas.

“Es importante tener en cuenta que Pornhub publicó los videos ilícitos en su plataforma de 'cuentas verificadas', que la compañía afirma que de alguna manera es 'más segura'. La negativa de Pornhub a retirar los videos a pesar de las repetidas demandas de las mujeres contradice la absurda supuesta seguridad”, dijo, en diciembre Benjamin Bull, abogado del Centro Nacional de Explotación Sexual.

“Pornhub es un depredador que continuó victimizando a estas mujeres incluso después de que obtuvieron un juicio multimillonario contra GirlsDoPorn por traficar con ellas. Como muestran las acciones de Pornhub, ha habido una fusión práctica entre el negocio del tráfico sexual ilícito y la industria de la pornografía en línea. Ahora son prácticamente inseparables”, añadió Bull.

Traducido y adaptado por Diego López Marina. Publicado originalmente en CNA. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s